Seleccionar página

Arte Románico en Barcelona

Hablar sobre el arte románico no cuenta entre una de mis aficiones. Ni tan solo me interesa.

Es cierto también que no entiendo mucho el interés en ver unas pinturas con las cara estiradas y las extremidades desproporcionadas .

¿ Porqué dedicar un espacio a exponer unas esculturas de tiempos donde parece que no sabían ni pintar, ni esculpir ?

¿ O si que sabían ?

Para comprobarlo, nada mejor que una visita al Arte Románico en Barcelona. Para ello os propongo ir al Museu Nacional d’art de Catalunya, situado en la montaña de Montjuïc.

Un marco único

El Palacio Nacional se construyó para la exposición universal de 1929 y alberga la exposición más importante del mundo en arte románico. Por eso pensamos que vale la pena aprovechar la estancia en Barcelona para conocer un poco mejor nuestro pasado iconográfico.
Además, entrando en la primera sala, ya podemos comprobar que en el MNAC han puesto recursos más que suficientes para apreciar estas obras en su magnitud.

Nos encontramos los frescos que antes estaban en la iglesias, reubicados en espacios similares. Este hecho nos permite admirarlos y hacernos a la idea de como imponían en sus iglesias de origen.
No hablaré ahora de espiritualidad. En cambio si que diré que las sensaciones con las que te vas encontrando medida que pasas por absides, murales, retablos, capiteles y estatuas de la virgen con el niño, son sobrecogedoras.

Nos hacen sentir insignificantes y llenos de esperanza al mismo tiempo.

Arte románico en Barcelona

No es extraño que grandes maestros como Picasso, quedaran vivamente impresionados con este tipo de arte.

Parece ser que el mismo Picasso, en una estancia en el pueblo de Gosol, quedó muy marcado por la estatua de la virgen con el niño que había en la iglesia del pueblo ( ahora en el MNAC). Experimentó una transformación que lo hizo cambiar en su forma de pintar.

En conclusión: El románico no deja a nadie indiferente.

Y si el objeto del arte es conmovernos, sorprendernos, emocionarnos o hacernos reflexionar, el arte románico lo es en mayúsculas.

Y lo encontramos en todo su esplendor en el MNAC.

 

Más información en la web del museohttps://www.museunacional.cat/es